EU sepulta su ‘tesoro negro’ en cavernas

cavernas

Estados Unidos ha estado guardando algo importante y valioso en la costa del Golfo de México. En cuatro discretos puntos seguros yace una cantidad de petróleo equivalente a 700 millones de barriles. El “tesoro” permanece enterrado en una red de 60 cavernas subterráneas talladas en roca de salina, en lo que constituye la enorme Reserva Estratégica de Petroleo (SPR, por sus siglas en inglés).

Con una infraestructura creada hace 40 años, este ejemplo de preservación se convirtió en una referencia para varios países, que hoy desarrollan o mantienen reservas con millones de barriles de petróleo alrededor del mundo.

De hecho, toda una serie de países han invertido miles de millones de dólares en desarrollar este tipo de instalaciones, pero ¿Por qué alguien vuelve a enterrar el crudo de nuevo bajo el suelo? La respuesta se remonta a la crisis del petróleo de 1973.

UNA GUERRA LOS ORILLÓ A RACIONAR

Los exportadores de petróleo árabes habían cortado los suministros a Occidente como castigo por el apoyo de Estados Unidos a Israel durante la guerra del Yom Kippur. Este conflicto, también conocido como la guerra árabe-israelí de 1973, fue librado por una coalición de países árabes liderados por Egipto y Siria contra Israel desde el 6 al 25 de octubre de 1973.

La guerra árabe-israelí llevó a que EU se quedara sin suministro de petróleo desde los países árabes. En aquel entonces el mundo era tan dependiente del petróleo de Medio Oriente que los precios del carburante se dispararon. Eso se tradujo en racionamientos en las estaciones de servicio del país vecino. La gente comenzó a temer que le robaran la poca gasolina que tenían, por lo que algunos comenzaron a proteger sus coches con armas de fuego. Un par de años después, Washington comenzó a construir su SPR, la red de cavernas subterráneas llenas de crudo.

‘ORO NEGRO’ BAJO LA SAL

No es por nada que el presupuesto del año en curso para el mantenimiento de esta reserva estratégica es de 200 millones de dólares. Bob Corbin, del Departamento de Energía es la persona encargada de que ese dinero se gaste de forma inteligente.

“Todos nuestros puntos en los que se guarda petróleo están situados en lo que llamamos cúpulas de sal. La sal es impermeable al crudo. Así que ambas sustancias no se mezclan, y tampoco se crean fisuras, por lo que son un almacén perfecto”, explicó.

Corbin destacó que debido a la crisis de los años 70, muchos en EU temieron que el poco combustible de que disponían les fuera arrebatado, pero con la creación de esta reserva estratégica el país es capaz de satisfacer sus necesidades sin la necesidad de aceptar algún compromiso que lo afecte con las potencias petroleras.

El funcionario que sirvió como militar en la Guardia Costera durante 22 años, está orgulloso de los cuatro almacenes en que se distribuyen las cavernas. Estos se extienden desde Baton Rouge, en el estado de Louisiana, hasta Freeport, en Texas. Es en este último punto donde se ubica el más grande de los cuatro. Se refiere a las enormes cámaras de almacenamiento como “mis cavernas”.

LAS RESERVAS EN CASO DE UNA CRISIS GLOBAL

El Organismo Internacional de Energía (OIEA) supervisa la emisión de petróleo a partir de estas reservas.Pero no todas las naciones tienen cúpulas de sal para almacenar crudo bajo tierra. Tampoco otro tipo de instalaciones que puedan utilizar con ese fin.

“Cuando un país se subscribe a la OIEA adopta varias obligaciones. Una de ellas es que debe mantener las reservas de petróleo en una cantidad equivalente a las importaciones de 90 días”, explicó Martin Young, director de la División de Políticas de Emergencia del organismo.

Estados Unidos no es el único país que ha invertido grandes cantidades de dinero en reservas estratégicas de petróleo. Japón, por ejemplo, tiene unas reservas equivalentes a 500 millones de barriles en enormes tanques. Están en la superficie, eso sí. La infraestructura de Shibushi, en el suroeste del país, está justo en la costa.

Reino Unido, por ejemplo, no tiene nada de eso. Así que su obligación es hacia la industria.

“Debe lograr que las empresas petroleras tengan más petróleo del que tendrían normalmente para que el gobierno pueda disponer de él de forma inmediata, explica Young.
Dos naciones que no son parte de la OIEA, India y China, han destinado fondos a sus reservas estratégicas en los últimos años. Pekín, en particular, tiene planes muy ambiciosos, que prevén una gran variedad de lugares de almacenamiento, infraestructuras estatales y comerciales, que puedan albergar tanto crudo como EU.

Visto en:  Zócalo Saltillo
Bolsa de trabajo en: http://www.EmpleosPetroleros.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s