Un nuevo PEMEX

El Consejo de Administración de Petróleos Mexicanos aprobaron la reorganización corporativa de Pemex, la cual incluye la transformación de los cuatro organismos subsidiarios actuales en dos empresas productivas subsidiarias y la creación de cinco empresas productivas subsidiarias en funciones no centrales.

Durante la sesión, que encabezó el secretario de Energía y presidente del Consejo, Pedro Joaquín Coldwell, se aprobó la centralización de las funciones de procura, desarrollo humano, jurídico, finanzas y planeación, entre otras, así como la formalización de alianzas y nuevos negocios y la integración de la investigación con el desarrollo tecnológico.

Esta transformación no implica un crecimiento de los costos de nómina ni del número de plazas totales. “Tendremos un solo Pemex fortalecido para afrontar los desafíos de la revolución energética que se vive en el mundo”, aseveró el director general, Emilio Lozoya.

La transformación de Petróleos Mexicanos continuará en permanente evolución, enfatizó. Afirmó que esta reorganización se derivó de un riguroso análisis integral que redefinió la estrategia de la empresa con el propósito de impulsar la modernización de Pemex y hacerlo más competitivo, ágil, eficiente y transparente.

Precisó que los cambios acordados permitirán la optimización integral de la operación con base en procesos, el fortalecimiento de su capital humano y el pleno cumplimiento de la regulación, así como eliminar duplicidades administrativas.

El nuevo esquema, precisó, responde al objetivo planteado para Pemex en la Reforma Energética: aprovechar mejor los recursos para crear valor económico e incrementar así los ingresos de la Nación, con sentido de equidad y responsabilidad social y ambiental.

Asimismo, aprovecha la oportunidad para alcanzar la optimización integral que Pemex requiere al convertirse en un competidor más en los mercados, ya que su modelo actual de organización no le permite maximizar el valor de las operaciones en su conjunto.

La propuesta de reorganización incorpora las mejores prácticas de la industria petrolera a nivel internacional, definiendo funciones específicas y transversales para abastecer los mercados, además que establece funciones tanto de dirección de negocio como de soporte para apoyar la cadena de valor. 19 NOVIEMBRE

Se crean las empresas productivas subsidiarias Exploración y Producción, y Transformación Industrial Con fundamento en los artículos 59, 60 y 62, así como en el octavo transitorio de la Ley de Petróleos Mexicanos, el Consejo aprobó la transformación de Pemex Exploración y Producción en la empresa productiva subsidiaria (EPS) de Exploración y Producción, así como la reorganización de los organismos Pemex Refinación, Pemex Gas y Petroquímica Básica y Pemex Petroquímica en la EPS de Transformación Industrial.

La subsidiaria de Exploración y Producción tendrá dos direcciones: la de Producción y Desarrollo y la de Exploración, con lo que se enfatiza la importancia de la actividad exploratoria.

De igual modo, el Consejo aprobó la creación de cinco empresas subsidiarias, las cuales eventualmente se transformarán en empresas filiales durante el siguiente año, para la integración de las siguientes funciones:

-Perforación. Aprovechará las ventajas competitivas para la prestación de servicios en esa materia. -Logística.- Dará servicio de transporte terrestre, marítimo y por ducto, incluyendo a otras empresas.

-Cogeneración y Servicios. Maximizará el uso de la energía a través del aprovechamiento del calor y vapor generado por los procesos industriales.

-Fertilizantes. Esta línea de negocios integrará la cadena productiva del amoniaco hasta la venta de fertilizantes.

-Etileno. Se separa la línea de negocio del etileno a fin de aprovechar la integración de la cadena de etano hasta la venta de polímeros.

Cabe resaltar que dicha reestructura respeta cabalmente los derechos laborales de los trabajadores y enfatiza la relevancia de la capacitación y desarrollo profesional en el personal para incrementar la productividad. A más tardar dentro de 90 días, la administración de Pemex deberá presentar la propuesta de los nuevos estatutos orgánicos así como la propuesta de los acuerdos de creación de las nuevas empresas productivas subsidiarias.

También deberá presentar, en un plazo máximo de 120 días, el esquema de precios, tarifas y asignaciones de costos aplicables en las transacciones comerciales entre Petróleos Mexicanos, sus empresas subsidiarias y sus filiales, así como los lineamientos y estrategias para el manejo integral de las filiales de Pemex.

vía  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s