Ojos que miran de vuelta

pulpoLa búsqueda de energía de criaturas que murieron hace millones de años está encontrando otras criaturas muy vivas, según un artículo del Houston Chronicle.

El último descubrimiento, la cual puede ser una especie emparentada con los calamares, apareció hace un mes en una cámara submarina cerca de una plataforma de Shell en el Golfo de México.

El vehículo de operación remota que captó la imagen del cefalópodo, una clase de animales marinos que también incluye a los pulpos, usualmente es utilizado para equipo submarino de campos petroleros.

Bajo un programa de investigación científica llamado SERPENT (Scientific and Environmental ROV Partnership using Existing Industrial Technology). Bajo un acuerdo entre la academia y la industria, los vehículos submarinos de operación remota buscan vida acuática durante tiempos muertos de la actividad petrolera, proporcionándole a los científicos más ojos en el océano.

Antes del accidente del pozo Macondo de BP en el 2010, SERPENT tenía acceso a 12 ROVs en el Golfo de México. El número cayó cuando disminuyó la actividad.

Se espera que la flotilla de ROVs brinque eventualmente a 24 “investigadores robóticos” de medio tiempo. En este año, la Universidad Estatal de Luisiana ha trabajo muy de cerca con Shell, y esperan trabajar nuevamente con BP en el otoño. Otros socios han incluido a Petrobras, Chevron y Nexen.

Sin el programa, la mejor oportunidad que tendrían los investigadores para ver las profundidades del Golfo de México sería acceso a un ROV de investigación uno que otro año.

Pero las compañías petroleras tienen ROVs equipados para sumersión profunda, y una ventaja adicional es que las instalaciones costa afuera tienden a quedarse en el mismo lugar por años, permitiendo ver el entorno a través del tiempo en lugar de una vista rápida.

Mientras que el programa tiene beneficios obvios para científicos, también es útil para las compañías, ya que puede ayudarles a obtener una mirada de las condiciones ambientales que rodean a su infraestructura que a veces les es requerida para cumplir con reglamentos ambientales.

Louis Brzuzy, un asesor científico de Shell, dice que la compañía intenta proporcionarle a SERPENT de 6 a 8 horas de servicio ROV al mes.

Debido a que los ROVs muchas veces pueden costar unos $10,000 dólares diarios, aún un poco de tiempo donado puede ser muy valioso para los investigadores.

FIRMA_BLOG_EDDIE

Fuentes

Houston Chronicle – When robotic eyes look for oil, something may look back
http://www.houstonchronicle.com/business/energy/article/When-robotic-eyes-look-for-oil-something-may-5573674.php#/0

4 pensamientos en “Ojos que miran de vuelta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s