China tras el petróleo Americano

Proveer de energía a una potencia no es tarea fácil, menos si hablamos de la mayor economía creciente de la actualidad, es ahí donde el reto adquiere matices de labor titánica.

Si estás pensando en el problema que aqueja a China estás en lo cierto, la  energía que requiere este gigante asiático para operar es de proporciones descomunales, demandando petróleo y diversos recursos energéticos a nivel mundial, con un reciente énfasis en lo que pueden aportar Norte y Sudamérica.

Se comenta que el nuevo interés de China en la energía americana pudiera ser benéfico para consumidores de EUA ya que probablemente aumente el suministro de petróleo y gas alrededor del mundo y ello posiblemente bajará los precios.

Los pasos que ha dado China:

  • PetroChina está cerca de comprar una antigua refinería en Aruba propiedad del gigante estadounidense de refinación Valero.
  • China está interesada en construir un gasoducto para transportar 300,000 barriles diarios de petróleo colombiano hacia la costa del Pacífico, según una nota reciente de Eurasia Group.
  • La compra por parte de CNOOC de una participación de 2,000 millones de dólares en los campos petroleros de Chesapeake en Texas en 2010
  • Adquisición por parte de CNOOC del operador canadiense de arenas petrolíferas OPTI Canada, en 2011
  • China National Petroleum Corp. pagó más de 5,000 millones de dólares por una empresa conjunta en propiedades canadienses de shale gas en poder de Encana
  • Sinopec pagó 7,000 millones de dólares por una participación en los activos petroleros en aguas profundas de Brasil.

Una demanda insaciable: 

Actualmente, China consume alrededor de 10 millones de barriles de petróleo al día, (~ 50% de lo que EUA consume en la actualidad), pero al igual que Estados Unidos, China importa el 50% del petróleo que necesita, con una “pequeña-gran” diferencia la demanda de petróleo de EUA es plana o está en declive, mientras se contempla que la demanda de China aumente en 50% para 2020.

¿Por qué América?

Gran parte de las compras de energía y recursos naturales de China se han producido en lugares inestables: el sudeste asiático, Medio Oriente, África. El continente americano es sin duda mucho más estable que cualquiera de esas regiones. Ésa es una perspectiva atractiva para un país que depende de un flujo constante de recursos. América también se encuentra en medio de un auge energético:

Desde la producción de arenas petrolíferas en Canadá y el shale gas en Estados Unidos hasta los prometedores hallazgos en aguas profundas frente a Brasil, el continente se está convirtiendo rápidamente en una potencia energética.

Un enfoque global: 

Las compañías petroleras Chinas no están simplemente interesadas en enviar suministros a su país, sino más bien en utilizar sus asociaciones en el continente americano para convertirse en empresas petroleras verdaderamente globales que puedan competir con firmas de la talla de Exxon Mobil, BP o Royal Dutch Shell.

¿Cuál es tu opinión?, me dará gusto leerte y compartir tu visión.

Saludos cordiales,


Fuente: Cnn expansión http://www.cnnexpansion.com/economia/2012/05/29/china-en-busca-del-petroleo-americano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s